Cómo escribir un bestseller.

Once Upon a Time

¡Buenos días, viajeros espaciales!

Me adentro en lo virtual para intentar aportar unas guías (propias y ajenas) a una de las preguntas que todo escritor se hace en las primeras etapas de su vida literaria: ¿cómo demonios fritos se escribe un bestseller? ¿Hay una fórmula? ¿Dónde está? ¿Cuánto cuesta? Pues adelanto: no, no hay una fórmula. Pero tranquilo, querido lector/aporreador de teclado, que formula no habrá, pero sí hay patrones que se repiten en la inmensa mayoría de los bestsellers. ¿Los vemos?

Como sería muy de narcisista egocéntrico creer que tengo la experiencia literaria suficiente como para dar grandilocuentes consejos que se acerquen a la ley divina, robo con sigilo digital unos cuantos puntos destacados, recopilados éstos por Me Gusta Escribir y Escuela de Escritura Creativa, dos portales webs (entre otros muchos que afortunadamente hay hoy día) fundamentales para acercarse y entender mejor el arte de pintar mundos inventados con palabras. 

Enlazaré los artículos completos al final, pero mientras, resumo los puntos más importantes de ambas páginas y los salpico con consejos propios:

  • Y empiezo con algo básico de cosecha propia: solo el escritor comprometido con la causa podrá escribir un bestseller. Puede haber consejos para conseguir ser un éxito de ventas, pero no hay forma de conseguirlo con un libro escrito en dos meses sin investigación ni mimo. Un bestseller te podrá gustar más o menos, pero lleva mucho trabajo a sus espaldas. ¿Quieres escribir uno? Remángate y desempolva la Olivetti. 
  • No existen normas.Es muy importante ser consciente de ello. Es como he dicho al principio de esta entrada: no existe la fórmula, pero sí guías.
  • Los protagonistas son héroes. Y no hablamos de personajes tipo Superlopez, sino de personas que destacan, que están por encima de la media en algo. Analiza los bestsellers que has leído; los protagonistas siempre son especiales por algo, ya sea a nivel mágico o humano.
  • No te cargues al protagonista, muchacho. Final feliz. Esto es algo que a mí me ha costado horrores aprender. Al principio, todas mis historias acababan mal. ¿Por qué? Porque era lo más real, me decía. Pero la gente no quiere realidad en la lectura (no siempre, al menos). Si leemos es para evadirnos, para empatizar con nuestro héroe, para sufrir con él y para alegrarnos cuando se sobreponga a todos los conflictos que el endemoniado escritor le ha lanzado a la cabeza. Así que recuerda: el boca a boca funcionará si el sabor final es agradable como el olor a coche nuevo.
  • Un bestseller no es lugar para demostrar tu manejo del lenguaje. No en la forma más llamativa. Escribe claro, directo, sencillo. Escribe como se habla. Olvídate de las descripciones tediosas. Céntrate en los diálogos; se leen más rápido, dan sensación de “devorar” el libro y, bien hechos, pueden aportar mucha más riqueza informativa que una parrafada descriptiva. Repito: escribe sencillo y directo, no te líes con metáforas inteligentes que sólo un puñado captará a la primera.
  • Estructura con inteligencia y deja colgada siempre a la acción. Fundamental. Juega con los capítulos y su extensión (preferiblemente corta) para que el lector, al final de cada uno, se diga: “¡Joe!… Venga, va, uno más y lo dejo”. Para eso, utiliza la técnica cliffhanger. ¿Que de qué va eso? Es un termino que nació de los seriales antiguos, donde en cada capítulo, al protagonista se le dejaba colgado de un precipicio, dejando claro que era imposible que se salvara, para descubrir en el siguiente capítulo que sí que lo hacía (la mayoría de veces retomando la acción en una posición ligeramente más ventajosa. Cosas del montaje en cine, oye). Ahora, se utiliza en literatura para dejar colgada a la acción. ¿Estás en un dialogo donde se va a revelar un dato bomba? Perfecto. Construye el climax, llega a él y acaba el capítulo cuando el personaje diga: “el hijo es tuyo, Roberto Alfonso”. El lector sabrá que con sólo pasar una página, podrá descubrir las consecuencias de tan devastador anuncio telenovelesco, si me permitís crear el termino. Y el lector pasará la página. Y ya que está en un nuevo capítulo, pues lo termina y etcétera etcétera. Todo esto hace que el lector tenga la sensación de que no puede dejar de leer y que está devorando el libro, dos aspectos que resaltará cuando hable con sus allegados para aconsejarles el libro, diciendo con muy mala leche: “ojo con Roberto Alfonso, que verás tú”.

Hay muchos más consejos, infinidad, pero estos son los básicos, aunque yo me quedo con el primero, y lo repito: no hay forma fácil de escribir un bestseller. Trabaja, trabaja y trabaja. Punto. Ser escritor, sea de bestseller o de microrrelatos, no es fácil; prepárate para sacrificar muchas cosas.

Os dejo con los artículos originales:

Artículo de Me Gusta Escribir.

Artículo de Escuela de Escritores Creativa.

Nada más, viajeros espaciales de la nave Tierra. ¡Feliz escritura!

Once Upon a Time

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s